Buscar
  • Victor GP

Dentro del glaciar Perito Moreno

Si te lo puedes permitir, haz el Big Ice en el glaciar, merece la pena.

En mi primera parte del viaje a #Patagonia, visite el Perito Moreno. Hice un tour por dentro del glaciar, con una caminata total sobre hielo de 3 horas y media. Grietas azules y ríos por encima del glaciar hace esta ruta única totalmente recomendable.

Parecía que estabas andando en otro planeta. El azul de las grietas profundas era puro y muy intenso.

El Calafate

En mi primera parte del viaje a Patagonia fui al #Calafate, en #Argentina, volando desde Buenos Aires.

El Calafate es un pueblo pequeño y bonito, que prácticamente vive del turismo, especialmente del Perito Moreno.


Al ser tan turístico, no es un sitio barato, no esperes los precios del resto de Argentina. El pueblo es básicamente una calle principal con tiendas de todo típo, souvenirs, super mercados, restaurantes y ropa de montaña.



Si llegas al Calafate y no tienes la ropa adecuada, allí hay varias tiendas para alquilar o comprar equipo, barato no es, pero no pasarás frío al menos.

Si vas por Patagonia, verás que en todos los restaurantes tienen cordero patagónico, es obligatorio probarlo, delicioso.



Big Ice en el Perito Moreno

El tour Big Ice no es barato, pero si te lo puedes permitir, realmente merece la pena. No vas a ver nunca nada igual. Aquí tienes el link de la empresa que lo organiza con la información que necesitas https://hieloyaventura.com/bigice-info.


El tour dura todo el día, te recojen en el hotel por la mañana, temprano, como a las 7am y te llevan al Perito Moreno.

La caminata no es dura, no es algo muy largo ni hay un desnivel importante, pero no la subestimes, si no estás acostumbrado a llevar crampones, te cansarás más de lo normal, primero por el peso de estos, y segundo porque al principio vas caminando haciendo un doble esfuerzo para manejarlos.

Primero ves lo impresionante que es desde las pasarelas (la parte más turística donde todos van). Pronto te das cuenta de lo inmenso que es, un mar de hielo que termina delante tuyo en una pared vertical de hasta 70 metros. Estás en silencio y se oyen crugidos continuamente, y si esperas un poco, verás caer trozos de hielo enormes. El glaciar esta muy activo y se mueve, cada vez tiene una forma.



Después de las pasarelas te montan en un Catamarán para llevarte al otro lado del lago, donde empieza la caminata para acceder al interior del glaciar.


Los guías te separan en grupos de idiomas, inglés y español, para que todo el mundo entienda. Se camina durante una hora y media por el flanco izquierdo del glaciar, la parte menos activa. Es cuesta arriba pero no es para nada dificil. Una vez llegado al acceso del glaciar, los guias te dan el equipo: casco, crampones y arnés. El casco y los crampones es obvio para que los necesitas pero, y el arnés? Por lo visto es por motivos de seguridad, si hay un paso complicado, es bueno atarse por si acaso, o, en el peor de los casos, si te caes por una grieta, pueden rescatarte con una cuerda.



Con el equipo puesto, nos adentramos en el glaciar y caminamos durante 3 horas y media. No hay una ruta establecida ya que el glaciar siempre es diferente, los guias la van buscando. Es imporante entender que la ruta se hace por la parte menos activa, porque la activa es imposible de pasar, habría que estar continuamente haciendo escalada sobre hielo y además con el riesgo de que se abra o se hunda el suelo debajo de ti.



Estás caminando en un mar de hielo, todo me recuerda a ese planeta de hielo en la película Interestellar. Las grietas tienen un color azul intenso precioso, dan ganas de saltar y bañarse, pero luego recuerdas lo fría que tienen que estar el agua.



Te vas cruzando con ríos que van por encima del glaciar, agua circulando sobre hielo, yo nunca había visto nada igual.


Los guías, se esforzaron e intentaron buscar formaciones que impresionan, como sumideros y cuevas. Conseguimos encontrar uno de cada. La cueva era pequeña, pero estabas dentro y eran paredes de hielo azul y liso, es dificil explicar que sientes cuando estás dentro de algo así.


El sumidero que encontramos impresionaba, tuvimos que atarnos el arnés porque si caemos ahí sin arnés, bye bye. El sumidero era un agujero vertical de más de 100 metros donde caía una cascada de agua, en la foto no se aprecia la sensación que daba, pero con decirte que ni se veía el fondo, ya te imaginas.



Datos curiosos del glaciar

  • La pared frontal llega a medir 70 metros.

  • La profundidad máxima medida del glaciar son 700 metros de puro hielo concentrado.

  • Vive un único animal, un insecto que come las bacterias que trae el aire e internamente general un alcohol que hace que no se congele.

  • El hielo por el que caminabamos o que se ve desde las pasarelas, se formó hace 300 años. Es decir, hace 300 años el hielo se formó arriba de las montañas y es ahora cuando llega al frente del glaciar.

  • El color azul intenso de las grietas o sumideros que vemos, no es por el color del hielo, si no por ser un efecto óptico, por el mismo motivo que vemos el cielo y el mar azules.

  • El lago en el que deshiela el glaciar, es como blanquecino, esto es porque el glaciar trae un polvo blanco de las montañas, parecido al polvo de talco.